Review Derbys Full Brogue de Bexley.

El mes pasado os mostramos otros de los productos de la marca francesa Bexley, y hoy quiero enseñaros uno de los zapatos de su colección. En concreto el modelo Kensington Classic.

La presentación de los productos Bexley siempre me ha parecido muy cuidada y de gran calidad. Algo que sabemos que aunque más superficial, nos suele decir mucho de una marca.
La caja de cartón rígido protege a los zapatos y además en el reverso de su tapa nos explica gráficamente la construcción usada para dicho modelo.
Pero vamos a lo que nos interesa… El zapato es un modelo Derby full brogue confeccionado en Calf negro. Un zapato que dentro de la formalidad que pudiera tener este tipo de piel y color, al tener el picado de decoración y ser tipo blucher se aleja más del uso estrictamente formal.
El nivel de detalle en la decoración es muy bueno y las sensaciones que transmite el zapato también son muy positivas. La horma y diseño a priori me llamó mucho la atención, pero en cuanto saqué el zapato de la caja me dió la sensación de que no eran mi talla sino algo mayor. Pero comprobé y efectivamente correspondía a la 41.
Entonces decidí probármelos para salir de dudas, y en efecto me quedaban grandes como medio número. ¡Cosas que pasan! Pero si os decantáis por zapatos de esta marca tened en cuenta este detalle.
El zapato huele a piel, tiene cierto empaque, aunque es ligero en la mano y a simple vista no se aprecia ningún detalle que haga desmejorar su apariencia y calidad, siempre en relación con su precio (139 euros)
No sé si es porque me quedan un pelín grandes, pero noto que las cordoneras del empeine están demasiado próximas entre sí, incluso cuando tenemos el pie introducido dentro. Es algo que me ha llamado la atención ya que tengo un empeine bastante prominente y suele ocurrirme el efecto contrario.
En la imagen superior vemos una perspectiva desde la parte del talón. En dicha tira simétrica confluyen las otras dos tiras perpendiculares que van picadas y punteadas, que forman parte de la decoración Full Brogue y que llegan hasta lo que se conoce como pala vega.
Arriba vemos la suela de piel, cosida por el método Goodyear, como es lógico a máquina -por el precio- y para mi gusto quizás con un hilo demasiado estrecho y hendido en la costura.
Abajo podemos ver mejor los detalles…
En las siguientes dos imágenes podemos ver mejor las proporciones de la horma. En este caso estamos ante una horma que me recuerda a muchos zapatos de ingleses Church´s, al ser relativamente comedidas y anchas. Eso sí, esto hace que el zapato sea muy confortable para pies anchos prácticamente desde el primer momento.

En esta foto superior también apreciamos el vivo que remata toda la parte de la cordonera y boca del zapato, dándole un toque más sport aún.
Como conclusión podemos decir que es un zapato muy correcto con unas calidades acordes con su precio y unos acabados estéticos muy conseguidos, pero que es mejor comprarlo a 90 euros que a 139 euros, tal y como podemos ver en esta oferta.
Me hubiese gustado haber recibido mi talla y haberlos podido usar para daros mi opinión real con ellos en marcha, pero no ha podido ser.
¡Seguimos con el Jueves!



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *