Charla Guía de Estilo en Tomblack.

El pasado Jueves tuvo lugar, como ya anunciamos, una charla en relación a los dos primeros encargos de le Guía de Estilo con Tomblack. En ella hablamos en detalle del Esmoquin y Chaqué, y expliqué las peculiaridades de cada prenda en cuestión y resolvimos las dudas que fueron surgiendo.

Con la inestimable ayuda de Diego Rojas, reponsable de Tomblack, comentamos de forma amena y relajada cada traje y las prendas que los componen. Para mí es un placer poder compartir con vosotros en persona este tipo de eventos, pues siempre es más dinámico e instructivo para todos poder compartir un rato juntos. Me alegra que sastrerías como Tomblack apoyen este tipo de acciones porque es la única forma de hacer llegar más lejos los verdaderos valores de la moda clásica masculina.

¿Se te ocurre algo sobre lo que tratar en una charla? ¿Te apetece hablar de algún tema en concreto? Coméntalo y veremos cómo puede hacerse realidad.

La semana que viene seguiremos con la Guía de Estilo y a través de nuevos encargos con Tomblack.

¡No te lo pierdas!

2 Comments

  • jose luis dice:

    Hola Salvador y blogueros…
    He sentido la curiosidad de conocer a la sastrería Tomblack a través del enlace de esta página. Entiendo que los tiempos cambian…etc.. pero considero una aberración el chaqué de color azul ( levita) con pantalón y chaleco príncipe de gales slim fit… Lo siento.
    Quizás funcione como traje de 3 piezas ( con americana, no con levita), el corte del pantalón y la combinación son acertados…pero esto no es un chaqué. Deben saber los lectores que sólo hay 2 clases de chaqués ( y esto no se reinventa) a saber: el de mañana, que es gris medio o gris claro en todas sus piezas y el de noche, que es con levita negra, pantalón a rayas grises y negras ( no slim fit) y chaleco en diferentes tonos de gris…
    Por favor, conservemos el buen gusto.

    • Hola Jose Luis.

      Disculpa el retraso en mi respuesta, pero las vacaciones hacen desconectar bastante, y la vuelta a la actividad es compleja. Bueno, me alegro que comentes tu impresión porque con este reportaje buscábamos precisamente eso, hacer un chaqué diferente pero no por ello esperpéntico. No estoy nada de acuerdo en trata de decir qué se reinventa y qué no. De haber sido así toda la historia, probablemente seguiríamos vistiendo túnicas romanas o lo que es peor, taparrabos con pieles. Creo en la innovación con cierto criterio y bajo la reflexión y mesura.

      Yo siempre he dicho que el día que necesite un chaqué para casarme será probablemente sobrio y clásico, y el de toda la vida. Que por cierto, hasta donde yo sé, sólo existe un sólo tipo de chaqué protocolario que es con levita negra y pantalón de rayas grises. Y el gris es otra invención que quizás por su sobriedad ha tomado asiento junto a los clásicos.

      Por favor, abramos nuestras mentes siempre que sea con criterio.

      Saludos
      Salva

Responder a jose luis Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *