Primer encargo en Sir Pool

La Sastrería hace tiempo que dejó de ser un servicio exclusivamente reservado para unos pocos adinerados. En la última década hemos sido testigos de la democratización de este oficio gracias a su vertiente industrializada que ha permitido optimizar los proceso y mecanizarlos de manera que sus costes sean mucho más accesibles.

Seguro que muchos de los que leísteis el primer artículo de Sir Pool en este Blog os quedasteis con ganas de saber más sobre ese increíble traje MTM de 295 euros. ¡Y no es para menos! Y encima con la colección Perennial de Vitale Barberis Canonico, que cuenta con excepcionales paños clásicos perfectos para casi cualquier ocasión.

Como no me podía quedar sin probarlo, en mi siguiente visita a Sir Pool decidí encargar uno de estos trajes, ciñéndome a todos y cada uno de los requisitos para que el precio fuera el de partida. Y lo cierto es que tengo muchas ganas de ver el resultado pronto!

De entre todas las posibilidades, decidí escoger este precioso azul ligeramente jaspeado y desaturado que podéis ver sobre estas líneas con referencia 586.801/420, porque me pareció un tejido diferente pero discreto y combinable.

A continuación Rosa me invitó a pasar frente al espejo y a probarme un par de testigos, no sin antes tomar un par de medidas para asesorarme en la elección de talla como base. Y es que muchos de los servicios Made To Measure se realizan mediante el uso de prendas testigos que nos ayudan a tomar referencias. Pero es que este método cuenta con una gran ventaja adicional que no es tenida en cuenta por muchos. Y es que nos permite comprobar cómo nos sentará el patrón base que regirá a nuestra nueva prenda. Y es que no nos olvidemos que el objetivo de este proceso es no sólo configurar nuestras prendas a nuestro gusta sino salir por la puerta vistiendo un traje que nos siente bien y se amolde a nuestra figura.

Y, si en otras ocasiones he tenido que hacer un esfuerzo para imaginar cómo iría a quedar mi chaqueta, en el caso de Sir Pool comprobé con alegría que su patrón se ajustaba con sorprendente facilidad a mi fisionomía, descubriendo un patrón muy estudiado e interesante. Gracias a esto se va uno a casa con la seguridad de que el ajuste de nuestra prenda será aún mejor si cabe.

A modo de consejo deciros que cuando probamos una chaqueta testigo o cualquier otra que pretendamos adquirir, en lo primero que debemos fijarnos es en los hombros. El encaje aquí debe ser perfecto, resultando un hombro limpio, sin regularidades, natural, sin sobrantes, arrugas ni nada por el estilo, pero que además junto con la espalda y sisa debe hacernos encontrar cómodos en todo momento. Y tras probar un par de tallas, una de las chaquetas de Sir Pool prometía grandes resultados en este sentido, con leves ajustes respecto del patrón inicial. A mí al menos, en medida industrial me reconforta mucho comprobar que el patrón está bien estudiado y que los cambios son mínimos y lógicos respecto a la base, pues cuando son muchas las cosas a tener en cuenta comenzamos a aumentar las probabilidades de error en el ajuste de la prueba.

Sin embargo, he de decir que tanto la chaqueta como pantalón, que no se aprecia en las fotos, el ajuste de las prendas y sobre todo el patrón inicial me parecieron muy buenos. Y eso que, como os digo siempre, yo soy un cliente de fisionomía complicada.

He dicho muchas veces que en un buen servicio de Sastrería es muy importante la profesionalidad y actitud del profesional que nos atiende, y en este caso Rosa deja el listón bien alto, pues nos explica desde principio a fin todos y cada uno de los detalles, variantes, modificaciones y opciones, sin el menor titubeo, transmitiéndonos gran seguridad a la hora del encargo. No olvidemos que estamos realizando el encargo de una prenda que no veremos en persona y el menor atisbo de duda puede ser fatal para el éxito del mismo.

No quiero adelantaros nada de los detalles porque me gustaría que lo viésemos en el siguiente capítulo, pero creo que tanto por diseño como por originalidad del tejido (mucho más de lo que parece a simple vista) puede salir un traje muy interesante y con muchas posibilidades dentro de mi armario. Y sobre todo recordad que estamos hablando de su precio de inicio de 295 euros, que sigue pareciéndome increíble para un traje con una construcción half canvas o semientretelado. Eso sí, debemos de saber que en Sir Pool también son capaces de realizar trajes full canvas en construcción artesanal y detalles a mano, que siempre es bueno conocer para aquellos que valoramos la diferencia y que en ocasiones nos gusta darnos un capricho.

Fijaos cómo ajusta de bien toda la zona alta de la espalda, hombros y cuello, como os decía, la parte más importante de una chaqueta, y como es habitual en mi caso, en cintura y cadera hay que dar holgura y con algún ajuste más en mangas ya estarían listas las referencias para realizar mi propio patrón y confeccionar en taller la nueva chaqueta de mi traje.

Lo dicho, esto pinta muy bien y pronto os contaré mucho más.

 

4 Comments

Responder a N.B. Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *